Últimas noticias

La higiene bucal y el acto de cepillarse los dientes

La caries dental y los problemas de encías son las enfermedades más frecuentes en la consulta odontológica y ambas se producen por la acción que hacen las bacterias en un medio ácido.

¿Sabemos si tenemos un buena higiene bucal?

Si sabemos que la causa principal es bacteriana, nuestra labor preventiva consiste en no dejar que estas bacterias cursen este proceso. Para ello, el arma más eficaz que tenemos es la correcta higiene bucal y una buena alimentación.

¿Por qué cepillarnos lo dientes todos los días?

Cepillarnos es una acto de salud, y nuestro cepillado nocturno es el más importante, porque la boca durante el sueño está menos hidratada.

Por lo tanto, hay disminución de la auto-lisis, y las bacterias aprovechan para proliferar.

La función de nuestra saliva entre otras, es mantener un pH ligeramente alcalino en nuestra boca, pero este pH se puede ver modificado por la mala higiene bucal, restauraciones defectuosas que retienen placa bacteriana, malos hábitos alimenticios, fumar, la polución o contaminación y lógicamente con la edad.

Como les digo a mis pacientes: cepillarse los dientes es todo un ritual en nuestra vida diaria, es conocer cada rincón de nuestra boca e intentar llegar a él, complementándolo con el  hilo dental, cepillos ínter-dentales, irrigadores bucales, mondadientes.

No basta con realizar este acto de manera automática sin ser consciente si hemos llegado a todas las caras de nuestro dientes.

Aprende a cepillarte los dientes

Cierra tus ojos y con tu cepillo recorre cada diente, conoce su forma, su posición, los espacios que hay entre ellos, y tu labor, es dejarlos sin nada adherido a ellos que pueda permitir que las bacterias se acumulen y hagan su acción destructora.

Da igual la crema dental que uses, eso si, sin flúor, como si te la haces tu mismo, lo importante es esa acción mecánica de remoción diaria de la placa bacteriana acumulada, que sientas cuando terminas de cepillarte, todas las superficies de tus dientes lisas al revisarte con tu lengua y las veas brillar.

Da pereza, bueno es cuestión de amar lo que se tiene y cuidarlo porque los dientes son un bien muy valioso para toda nuestra vida y no somos como los tiburones que podemos reponerlos de forma natural una vez perdidos.

Katia Ruiz Alvear.

Ven a conocer a nuestro dentista

KatiaLa higiene bucal y el acto de cepillarse los dientes